Canchallena

Torneo Final

Ramón, expulsado antes de que empezara el partido: a River lo dirigió su hijo Emiliano

El referí Delfino mandó a los vestuarios al riojano porque el equipo no entró a horario; "Le pedí que retrasara cinco minutos el partido porque llegamos tarde, lamentable lo del árbitro", se quejó el DT

 
Emiliano dirigió el equipo con el Marcelo Escudero.  Foto: LA NACION  / Fernando Massobrio

La característica sonrisa de Ramón Díaz, esa que desde su regreso no dejaba de lucirse, desapareció muy rápido en la tarde del Bajo Flores, antes del inicio del clásico San Lorenzo-River. Es que cuando ingresó a la cancha, unos minutos después de lo que marca el reglamento, el árbitro del partido, Germán Delfino, lo expulsó.

Antes de retirarse, el riojano se tomó unos minutos para saludar desde la distancia al público millonario, que no paraba de ovacionarlo, y al entrenador de San Lorenzo, Juan Antonio Pizzi, a quien dirigió en 1998.

 Así está la tabla de posiciones del torneo Final

Díaz se ubicó en un palco y, por teléfono, se comunicaba con su hijo Emiliano, que tomó su lugar en el banco de suplentes. Con pasado en San Lorenzo, jugó entre 2007 y 2008, el primogénito del riojano dirigió por primera vez sin la compañía de su padre.

Sin embargo, con el pasar de los minutos, y ante el resultado adverso, Ramón abandonó el palco y volvió al campo de juego. Desde el túnel, a pocos metros del banco millonario, vivió los último minutos del primer tiempo..

En esta nota

canchallena por e-mail.
Suscribite y recibí todos los días las últimas noticias de deportes

Suscribite ahora